Generadores de vapor

Los generadores de vapor son máquinas de limpieza y sanificación que utilizan vapor para disolver la suciedad, limpiar en profundidad y desinfectar superficies a altas temperaturas.

El agua que se introduce en el interior del depósito de la máquina se calienta mediante una caldera y se transforma en vapor. Luego, el vapor se expulsa a través de la lanza.

faq

¿Qué es una máquina de vapor para la limpieza?

Es un dispositivo adecuado para la limpieza y desinfección de superficies como pisos, paredes, telas y muebles. Utilizando vapor a alta temperatura, eliminan la suciedad, los gérmenes y las bacterias, realizando una limpieza profunda sin el uso de detergentes químicos agresivos y asegurando un secado más rápido en comparación con los métodos de limpieza tradicionales.

¿En qué entornos se utilizan los generadores de vapor?

Los generadores de vapor se pueden utilizar tanto en entornos domésticos como en entornos industriales y comerciales. Los sectores donde se utilizan con mayor frecuencia son:

  • Industria alimentaria: se utilizan para limpiar y desinfectar equipos y superficies de producción de alimentos.
  • Hospitales: se utilizan para la desinfección y esterilización de equipos médicos e instrumentos quirúrgicos.
  • Limpieza industrial: se utilizan para limpiar maquinaria y superficies en entornos de producción, almacenes e instalaciones.
  • Sector automotriz: se utilizan para la limpieza interna de vehículos y piezas mecánicas.
  • Limpieza doméstica: se utilizan para limpiar pisos, azulejos, alfombras, vidrios, etc.
  • Piscinas y SPAs: se utilizan en saunas y baños turcos.
  • Sector textil: se utilizan para planchar telas.
  • Sector agrícola: se utilizan para esterilizar equipos y entornos de producción.

¿Cuáles son las ventajas de utilizar las máquinas de vapor?

  • Limpieza ecológica, ya que no requieren el uso de detergentes químicos.
  • Desinfección efectiva y reducción de alérgenos, gracias a la alta temperatura del vapor que puede eliminar gérmenes y bacterias.
  • Ahorro de tiempo y energía, ya que la acción del vapor reemplaza la espera de la acción de los detergentes y su posterior enjuague.
  • Eliminación efectiva de manchas y olores, gracias al calor del vapor.
  • Versatilidad en el uso debido a la disponibilidad de accesorios intercambiables según las tareas de limpieza.
  • Secado rápido debido a la rápida condensación y dispersión del vapor.
  • Prolongación de la vida útil y la calidad de las superficies.
  • Ahorro económico a largo plazo.